El lunes ingresará a la Cámara la iniciativa que cumplirá con un mandato expreso de la nueva Constitución Provincial
Si la convocatoria a nuevas elecciones ordenada por la Justicia no se realizan antes del vencimiento del mandato de las actuales autoridades provinciales, Tucumán sería pasible de una intervención federal. Esto se debe simplemente a que la provincia no cuenta con una ley de acefalía. “La Constitución votada a gusto y paladar del alperovichismo mandaba a sancionar una ley que resolviera un eventual descabezamiento del gobierno provincial. Sin embargo, la mayoría automática del oficialismo nunca tuvo la voluntad política de cumplir con este mandato constitucional, de igual forma que tampoco acató la orden de implementar el voto electrónico. Es por eso que el lunes presentaremos un proyecto conjunto de toda la oposición, en el que proponemos prorrogar por única vez el mandato de todos los cargos electivos hasta que resulten electos las nuevas autoridades provinciales”, adelantó el legislador Fernando Valdez, impulsor de la medida.
“Lo peor que nos puede pasar a los tucumanos, luego del bochorno de unas elecciones fraudulentas sería recibir a la langosta federal como ya amenazan algunos dirigentes kirchneristas”, afirmó el parlamentario, quien ponderó el fallo de la Cámara en lo Contencioso Administrativo que anuló los comicios del pasado 23 de agosto.
“Los tucumanos podemos y debemos encauzar por nosotros mismos la salida institucional. Es por ello, que proponemos votar cuanto antes esta ley de acefalía para transitar normalmente el proceso que nos lleve a las nuevas elecciones como ordenó el fallo judicial”, finalizó.

 

La oposición presentará una ley de acefalía para impedir la intervención federa

Deja un comentario

X